Tuesday, July 26, 2016

FELICES VACACIONES

Este blog y su propietaria se van oficialmente de vacaciones. Al fresco, a la bartola, de relax, de probadora de hamacas, planchando la oreja, de pánching....en fin, a desarrollar una actividad frenética y todo eso.
Os dejo con dos recomendaciones vacacionales: una de ellas, el blog  Pequeñeces, donde contemplar los estupendos trabajos de Mara García Verdugo, la MacGyver de las miniaturas. La segunda, el número de verano de la revista Miniaturas, para gozar con una pieza que es una locura en si misma, el cabinet realizado por David Iriarte en marquetería de hueso y madera.




Monday, July 18, 2016

MODA EN EL SIGLO XIV



TELAS Lino, seda y lana. También terciopelo de seda, extremadamente caro.

FORMAS Aparece la moda, cuando las clases bajas imitan a las altas. Se proclaman entonces leyes que prohíben ciertas telas o piezas a las clases bajas, y éstas comienzan a modificar sus vestimentas para burlar la ley. Se seguían llevando diversas capas, y, como los vestidos eran caros, si una mujer llevaba varios los quería mostrar, de modo que la sobrevesta se abría por el lateral. Aparecen unas aberturas que serán precursoras del bolsillo, invento posterior en el tiempo.
Para los hombres, las túnicas se pueden acortar hasta dejar entrever las posaderas, cubiertas eso sí por calzas. Mala época para los moralistas.


COMPLEMENTOS Los peinados se hacen más complejos, recogiendo las trenzas en moños, con redes enjoyadas, o para actividades campestres una capucha, común a hombres y mujeres.

COSMÉTICA
Sigue la moda de los rostros pálidos.


ENLACES
http://sciapoda.blogspot.com.es/2010/11/indumentaria-del-siglo-xiv.html















Monday, July 04, 2016

ELECTRIFICANDO, PARTE 2

Hoy vamos a ver cómo se coloca una lámpara, y, como se suele decir, puesta una, puestas todas.
En esta ocasión, mi ayudante no me acompaña. Los clavos son diminutos, el trabajo tedioso, las lámparas muy delicadas...en fin, que he preferido hacerlo yo sola, por una vez y sin que sirva de precedente.

Nos centraremos en el laboratorio de los paleontólogos, y colocaremos una lámpara en la pared, que es la lámpara de escritorio, y una de techo. Así veréis como se hace con y sin papel de pared puesto, y con ojales y clavos.


Buscamos la cinta, palpando o..ehem...levantando el papel. Perforamos dos agujeros, uno en cada color de la cinta, y colocamos un ojal en cada uno. En este caso usamos la broca porque los ojales son más grandes que los clavos.

La lámpara tiene este bonito enchufe a escal, así que bastará con enchufarla. El enchufe puede comprarse por separado y acoplarse a cualquier lámpara.  


Damos la corriente y, en efecto, funciona. 
 Cuando esté todo colocado, incluido el suelo definitivo, puliremos el acabado del papel

La lámpara de techo. Hay que desmontar el enchufe, cortar el cable según necesitamos,  dividir sus dos partes y pelar los cabos. 

Marcamos un agujero en cada color, en diagonal...


Insertamos los clavos sujetando un cabo en cada uno, y ya está.
Como os decía en un post anterior, el aparatejo para clavar los clavos facilita inmensamente el trabajo y evita expresiones del tipo "¿dónde está el p*** clavo, me c**** en la madre que lo parió?" y otras similares. En la tienda también disponemos de un pelacables adaptado a este tamaño.
Pues nada, os dejo, y sigo colocando lámparas....espero que os haya gustado.

Monday, June 27, 2016

MODA EN EL SIGLO XIII




TELAS
Lana, lino, y pieles, así como cuero para los zapatos y calzas, que empiezan a utilizar las mujeres.


FORMAS
Sobre los vestidos largos, ajustados a la cintura y al brazo, se llevaba una sobrevesta sin mangas.

COMPLEMENTOS
El pelo se continúa llevando cubierto, y aparece la barbette, una banda bajo la barbilla que sujeta diversos tipos de tocado o sombrero. El pelo se sujetaba con una redecilla.

COSMÉTICOS
Sigue la tónica de siglos anteriores, con rostro blanco, cejas sin pelo y colorete.


ENLACES

https://www.pinterest.com/chatariina/13th-century-fashion/

http://rosaliegilbert.com/patternsdiy.html




Monday, June 20, 2016

ELECTRIFICANDO, PARTE 1

Ya me lo parecía a mí, pero ahora puedo confirmarlo. Electrificar una casa es lo más tedioso del mundo mundial. Así que cualquier sistema que te simplifique la vida se agradece; por eso hemos optado por utilizar la cinta conductora Cir-Kit, y concretamente un kit de electrificación básico que tenemos en la tienda.
Este sistema funciona con una cinta autoadhesiva, de metal, protegida por un papel encerado; la cinta es de dos colores, y la corriente sólo pasa si se unen los dos colores mediante metal, lo que sucede sólo en las mini lámparas o en los mini conectores. Es casi imposible que una persona se electrocute con este sistema, vamos, ni que lo intente con todas sus fuerzas, y además la cinta se pega, se oculta bajo el papel o la pintura, y se empalma cortando y clavando, por lo que el sistema es ideal para niños, gente con miedo a la electricidad, gente que no tiene ni idea de electrificar a escala 1:1, y patosos en general. Mi ayudante está en el primer grupo, yo no tengo muy claro en cuál de los siguientes me situaría...
También he utilizado el punzón que viene en el kit, con doble función de punzón y broca, y con dos largos,lo que lo hace más cómodo; así como un taladro más grueso para abrir una grieta por la que entrar la cinta, y el comprobador de corriente que viene en el kit. Recomiento encarecidamente el uso de una herramienta para posicionar los clavos diminutos del sistema, que ha hecho que mi trabajo fuera apto para menores porque dejé de maldecir, soltar tacos y acordarme de la parentela del señor que inventó esos clavos. También es importante trabajar con el máximo de luz posible.

Antes de empezar, es muy importante pensar dónde colocaremos los muebles en cada habitación y, por tanto, dónde vamos a necesitar puntos de luz. Según esta distribución, dibujaremos unas líneas a lápiz sobre las paredes interiores, techos y suelos, que serán nuestras guías para pasar la cinta conductora. Pensadlo bien, dibujad, borrad, volved a dibujar...este paso es vital y os evitará disgustos y errores. Una vez decidido por dónde pasará la cinta, vamos al lío.

El transformador. Acoplamos las pinzas del cable de entrada. Basta destornillar ligeramente, colocar las pinzas y atornillar de nuevo. 

Aquí hemos pasado la cinta de dentro a fuera de la casa, para empalmar el transformador. Como véis, ha sido necesario hacer un pequeño corte: varios agujeros con una buena broca y ya está.
 Esto que veis es el final de la cinta. Lo pasamos hacia fuera de la casa,y el rollo con toda la  cinta queda dentro.
Esta cosita es lo que hace entrar la corriente a la casa. Hay que marcar los agujeros con los clavos del propio aparato, uno en cada color de la cinta. 

Ahora agrandamos los agujeros, con un punzón o una broca fina

Y finalmente, insertamos firmemente el conector en los agujeros. En mi caso lo he colocado un poco de lado por comodidad a la hora de enchufar a la corriente, pero no es necesario.
 No está de más utilizar un martillo, pero con cuidado, no vayamos a cargarnos el aparatito. Despues queda enchufar el cable de conexión que va al transformador....

Y voilà, comprobar que entra corriente y que funciona. Esta parte es la que más le moló a mi ayudante.

Cada vez que empalmamos cinta, que se corta y se vuelve a pegar, sin miedo, hay que perforar dos agujeros en cada color de cinta del punto de empalme,  en diagonal, y clavar un clavo en cada uno de los agujeros. Por eso marcamos primero con el punzón y clavamos después. 

A veces, mover la casa, tumbándola, facilita el trabajo. 


Lo que os decía de la luz. Tinglados que se monta una....

Aquí vemos los clavitos colocados

Y venga, a pasar cinta....Para evitar que el rollo se líe, fijaos que lo he atado con un alambre de pan de molde.

Un sistema para no cortar es el del doble doblez. Doblamos una vez en diagonal, en dirección contraria a donde iría el empalme, y otra vez en la dirección correcta. También hay que clavar y personalmente no me gusta porque queda muy grueso.


Esta es la lámpara más simple que se puede colocar. Simplemente clavar...
...y listo. Así iluminaremos el forillo de la escalera




Os dejo con unas fotos para que veáis cómo vamos pasando la cinta por toda la casa







La cinta se pega al tiempo que retiramos el protector del adhesivo, del mismo modo que el forro adhesivo.



Típica disposición de dormitorio: la cinta entra, y hacemos dos empalmes cortos para las luces de las mesillas, y uno largo para el techo.

La buhardilla. Hemos aprovechado el hueco de la escalera  para pasar la cinta, antes de cerrarlo porque no pondremos escalera 




Finalmente, la cinta está ya pasada. Esta foto es muy importante, hacedla también y guardadla como oro en paño, en formato impreso, en todos vuestros dipositivos y en un pendrive o similar. Esta foto os permitirá resolver problemas y hacer reparaciones sin tener que destripar la casa, siempre que haya un problema eléctrico. 

Espero que el tutorial os haya sido útil. Nosotros estamos merendando un bocata de Nocilla, que nos lo hemos ganado.

Monday, June 13, 2016

MODA DEL SIGLO XII



TELAS
Lana y lino siguen siendo las más populares. La seda sigue reservada para las clases pudientes.


FORMAS
El vestido ajustado o bliaut empieza a hacerse popular, aunque la Iglesia desaprueba un traje tan revelador. La línea se hace más ajustada a las formas del cuerpo y a la vez con más vuelo. Esta túnica se ajustaba con cinturón y se ablusaba, cosa que se ignora si era debida a una técnica de patronaje demasiado primitiva, o si era un efecto buscado a propósito.


COMPLEMENTOS
No hay demasiadas variaciones respecto al siglo 11; aparece una especie de collar de tela, que cubre desde la barbilla hasta la base del cuello, y se abrocha por detrás, como complemento para las mujeres casadas en Inglaterra. Las trenzas pueden llevar cintas de adorno.

COSMETICOS

Sigue la moda de los rostros pálidos, con cejas depiladas y mejillas rosadas.

ENLACES

http://www.threeriver.org/marshal/wm_clothing.html  CON PATRONES


https://adamselindisdress.wordpress.com/2014/04/28/12th-century-dress-the-bliaut/








Monday, June 06, 2016

PUERTA Y VENTANAS DE LA CASA TUDOR

Hemos hecho una pausa en la electrificación, que va avanzando pero es tediosa y compleja, y nos hemos dedicado a poner la puerta en la casa Tudor, y a terminar las ventanas, al menos por fuera, un trabajo más gratificante porque el resultado es más inmediato. No hay que olvidar que la tierna edad de mi ayudante (7 y medio) así lo exige.

En las esquinas de la puerta y la ventana inferior hemos colocado un trozo de puntilla, cortado más o menos  a la medida, bien pegado. 



Una vez seco, lo hemos pintado con Gesso, aplanando bien contra la madera. 

Y una vez seco el Gesso, hemos pintado en varios tonos de gris, con alguna mancha ocre a modo de líquen.

El proceso de los marcos de piedra queda más o menos claro con las imágenes. Es probable que, una vez terminada la casa, le haga algún tipo de "lavado" para envejecer la piedra, que me sigue pareciendo un poco irreal. A menos que se tenga un pulso como para robar panderetas, es imprescindible retocar luego los marcos de madera, cosa que podemos hacer con cera líquida , que reaviva el color y el brillo. 


Ahora vamos con los "cristales"

Es tan fácil como coger un acetato, ponerlo sobre una cuadrícula, y reseguir las líneas con un rotulador permanente. También se puede buscar una cuadrícula específica si ponemos en Google "Tudor window pane", imprimirlo a la medida y utilizarlo como plantilla igualmente. 

Los "cristales" se cortan a la medida y se pegan con un buen pegamento a cada hueco de ventana. En el caso de la ventana ancha central, se colocó otro marco de madera por dentro, hecho con un listón de cuadradillo teñido, para sujetarlo mejor. En la ventana pequeña superior y en la ventana ojival será el propio papel de la pared de la casa el que termine de hacer la sujección. En el caso de la ventana pequeña, un marco la hacía casi insignificante, y en las ojivales se supone que el marco es de piedra.

En cuanto a la puerta, hicimos un patrón en cartulina, cortamos dos piezas de balsa gruesa (1cm) y las unimos entre sí. Luego hicimos tiras de 1cm de ancho de un listón de balsa extrafino, las cortamos y las pegamos sobre la base de la puerta. Hay que ajustar al marco (la puerta no es funcional), teñir y colocar los embellecedores, que son en este caso unas bisagras decorativas compradas en la Feria de Londres, y éste pomo de puerta pintado de negro. Una vez todo bien pegado, se incrusta la puerta en su sitio.





Y aquí tenemos la fachada, con los cristales y la puerta terminados.